maleta-color-fluor-e1461742022812

La historia de dos hermanas que se reencuentran para compartir un momento muy especial. Un cuento de verano que podréis disfrutar en vacaciones para conocer, de un modo distinto, nuevas marcas de moda sostenible.

Aquella llamada me había dejado sin habla… Mi hermana ¡embarazada! Y se casa en secreto…
El teléfono se resbaló entre mis dedos mientras intentaba, nerviosa, colgarlo. Y fue a parar al suelo, justo al lado de mis zapatos favoritos. Mis Laloba Shoes. ¡Cómo los adoro!Un parpadeo me transporta mentalmente, en una rápida ensoñación que evoca el día en que precisamente ella me los regaló. Recuerdo que me explicaba entusiasmada cómo había encontrado la tienda por internet y cómo, enseguida, supo que me encantarían. No puedo ocultar mi pasión por los zapatos…Pero vuelvo en sí. Al teléfono, a mi hermana.

Mientras me desplazo como zombi por la casa, sin sentir lo que estoy haciendo, me sorprendo volviendo a la realidad, a lo que estaba haciendo antes del sobresalto. Doblaba la ropita de Natalia, mientras pensaba en que ya le quedaba pequeña aquella talla y tendría que buscar pronto otra camiseta. La de Racataplan con el erizo en el bolsillo era irresistible. Y ella quedó prendada el día que la vieron juntas. ¿Pero el color? Estaba pasando por la fase rosa y no había forma de convencerla de otra cosa.

Cuando voy apagando luces por la casa, antes de dormir, veo de reojo la maleta en el rincón del vestidor. Me hago la loca, pero mis ojos quieren volver a mirarla. Estoy tramando un plan… ¡Ay madre mía! Alberto me va a matar, y con razón. Pero no voy a decirle nada ahora, es demasiado tarde.

portada

Por la mañana, lo hablamos y me dispongo a preparar la maleta. La quiero tener lista para partir en cuanto recoja a Natalia y tras disponer lo necesario podamos salir pintando hacia Almería.

Me visto con ropa que me pueda servir para ir al trabajo y para el viaje. Hoy repito con el vestido Coimbra, de Meryland Moda Slow . Es un todoterreno que se está convirtiendo en el éxito del verano.  Lo combino con el colgante Glasses de Nehcaa, de oro rosa proveniente de la minería sostenible que, con sus piedras de jaspe de cuarzo, me ayuda a la tranquilidad y plenitud que hoy necesito.

Me ha dado tiempo de encargar un regalito especial, aunque me he sentido muy rara, pues aún no puedo creer que vaya a ser tía. En unos días la futura mamá recibirá la primera ropita para su bebé. Y estoy muy contenta de poder cuidarle yo también de esta manera, con algodón cultivado, hilado y tejido en España, con todo mimo, y que Encru convierte en preciosas miniprendas que acarician como una segunda piel.

chicamaleta

El viaje con Natalia es algo complicado, porque se aburre un poco. Creo que es la primera vez que viajamos solas tan lejos, pero tenía que ser así. Su padre tenía un compromiso pero teníamos que venir para atender este momento tan especial. Por suerte hemos cogido la pizarra portátil de Pqno Handmade designs, que tanto le gusta porque se enrolla como una alfombra y tiene una tela estampada que la pone contenta cada vez que la ve.

Mi hermana y yo hemos estado siempre tan unidas… ¿Cómo va a casarse sin que yo esté allí?

Y si va a ser mami ¿cómo no compartirlo con mi hija? Quiero que la acompañemos y se sienta menos sola, aunque entendí su huida cuando decidió alejarse del embrollo familiar que la ha hecho siempre infeliz. Se merece una familia propia y una vida plena. Espero que le guste la sorpresa…

suitcase-1077334_960_720

Hemos llegado, aunque nos ha costado encontrar la calle y aparcar. Estamos cansaditas y sedientas. Le doy instrucciones a Natalia para que intente estar muy callada y no desvelar la sorpresa cuando llamo al timbre… Rrrrring!!! Ya está. La suerte está echada.

– ¿Quién?-

– ¿Puede abrir, por favor, voy a dejar unos folletos? Intento poner una voz fingida.

-…. ¿Quién es?…

-….¿Puede abrir, por favor?…

-… ¿Teresa?

-¡Es mamiiiiii! Jajajajaja ¡Te ha pillado! ¡Te ha pillado! Jajajaja.

La pequeña Natalia no resistía más. Los gritos desde el telefonillo han inundado la calle, en la hora de la siesta.

-¿Pero qué haces aquí? ¿Estás loca? ¡¡¡Y con la niña!!!!

-Abre corre, que nos estamos derritiendo.

Los abrazos en la escalera, las lágrimas. Se ha enterado ya todo el vecindario.

maleta-chica-700

Después de todo el jaleo y de tantas emociones, por fin, estamos instaladas y puedo deshacer la maleta. Dispongo todo con cuidado y me detengo en la ropa íntima de Maripuri Tijeritas. Es un primor. Tan agradable, bonita y con tejido certificado.

El collar que me pondré mañana en la ceremonia es de Beatriz Constan. Que manos de artista tiene esta mujer. Además, cada vez que me lo pongo llama la atención y enamora.

En fin. Ha sido un día muy largo, pero estamos aquí, juntas, y eso es lo importante.  Natalia ya está acostada y llega el momento. Espero que le guste y le vaya bien. Siempre hemos usado la misma talla en todo. Uff, ¡Qué nervios!

Salgo con el paquete bien envuelto, con lazo incluído.

-Pero ¿dónde vas? ¿Qué es eso?

-Mi regalo de boda.

-¿Qué?

Lo abre. Me mira. Su cara es una combinación de enfado y alegría.

-¡Pero si voy a ir con vaqueros!

-De eso nada. Te vas a poner eso y vas irradiar belleza y alegría por dentro y por fuera.

look-invitada-de-boda-corona-de-flores-fashion-blogger-donostia

Se prueba el vestido Veve de Mammisi, con los zapatos Bela, de Martín Natur. Está preciosa. Mañana va a ser un día hermoso y lo vamos a poder disfrutar juntas, como no podía ser de otro modo.

¿Te ha gustado el cuento? ¿Has pasado por algo similar? ¿Qué hubieras hecho en esa situación?

Cuéntanos tus impresiones en los comentarios.

Puedes conocer las marcas de moda sostenible mencionadas en nuestra Guía Slowear.

#vivelamodasostenible